EL RÍO MACEDA

El río "Maceda", o río "Sor", como le llama algunos historiadores y macedanos es el protagonista fluvial de esta villa; Limita al este con el pueblo, viene de Niñodaguia y sigue su camino hasta Baños de Molgas.

De siempre, fue un buen río de truchas, surcado por un gran número de molinos, algunos de ellos hoy restaurados.

En Maceda se llevó a cabo un importante proyecto relativo a la recuperación de las riberas de este río con un presupuesto de más de 2.000.000 de euros financiando un 30% la Diputación de Ourense y un 70% la "Confederación Hidrográfica del Norte", por las contribuciones del Fondo Europeo de "Desarrollo Regional" (FEDER), de la Unión Europea.

Caminar al lado del río

El propósito de esta acción fue la recuperación del entorno natural del río mediante acciones de regeneración ambiental, como desbroce de arbustos y zarzas, tala de arbustos, poda de las ramas y limpieza de residuos orgánicos, plantaciones de árboles con la señalización adecuada del nombre popular y científica de cada especie, protección de erosión mediante muros de madera y granito, áreas de descanso con bancos de madera, mesas de granito, elementos de juego para niños, refugios de madera, acondicionamiento y recuperación de caminos de acceso a las zonas singulares del río, demolición de elementos inadecuados…, etc., al fin, la construcción de una pasarela peatonal de casi tres kilómetros, donde los transeúntes pueden disfrutar de un entorno privilegiado.

El paseo del río "Maceda", en definitiva, es un placer para los sentidos, donde el viajero puede contemplar y disfrutar de la naturaleza y relajarse unos minutos para percibir el sonido magia del agua.